Termostatos

Con el termostato electrónico de baño de agua PT31, Krüss ofrece un dispositivo flexible, compacto y potente para regular la temperatura de refractómetros, polarímetros y otros dispositivos de laboratorio. Dadas sus pequeñas dimensiones, no ocupa casi espacio en los laboratorios.

Para obtener más información sobre el precio y la disponibilidad del termostato Peltier, póngase en contacto con su distribuidor Krüss más cercano, quien estará encantado de poder ayudarle.

PDF Las especificaciones técnicas las encontrará en la ficha de datos correspondiente disponible para descargar en la red.

¿Cómo funciona la regulación de temperatura mediante un termostato Peltier?

Los dispositivos Peltier se utilizan a menudo en muchas aplicaciones modernas pero, a pesar de que el efecto Peltier se conoce desde hace más de 170 años, su modo de funcionamiento sigue siendo desconocido en gran medida. Normalmente se asume que es posible aumentar la temperatura de un objeto mediante la aplicación directa de corriente, pero no reducirla.

Al añadir energía, se aumenta siempre la temperatura, ¿no? En realidad el efecto Peltier es el efecto termoeléctrico que se da cuando dos conductores entran en contacto (generalmente metales).

Un termoelemento simple se puede crear retorciendo dos hilos diferentes (p. ej. cobre y zinc) en un circuito sencillo. Al suministrar calor surge la corriente eléctrica. Este procedimiento también funciona en dirección opuesta, en la que la tensión eléctrica se utiliza para generar calor en un termoelemento. Sorprendentemente, la polaridad de la tensión es decisiva a la hora de determinar que la temperatura sea “positiva” o “negativa”, es decir, a la hora de que el termoelemento se caliente o se enfríe.

La explicación científica es que la tensión aplicada, los electrones y los huecos de electrones (la posición en la que un electrón podría existir) llevan a un desplazamiento de posición dependiendo de la dirección de la corriente.

Si los electrones se llevan a áreas con una menor circulación de energía, se genera calor. Si se llevan a una posición con mayor energía, la energía del entorno se ve absorbida, lo que hace que el termoelemento se enfríe. En la práctica, ambos fenómenos se dan de manera simultánea, el calor es bombeado de manera efectiva desde una parte del circuito hasta la otra. Dado que el efecto Peltier depende de la polaridad de la corriente de accionamiento, el dispositivo puede calentar y enfriar. Es un procedimiento útil en muchas situaciones tanto dentro como fuera de los laboratorios. Hay que tener presente que el efecto Peltier no funciona en contra de las leyes de la termodinámica, e independientemente de si se genera calentamiento o enfriamiento local, el efecto global radica en la generación de calor. El enfriamiento generado localmente en uno de los lados del dispositivo Peltier es siempre inferior al calentamiento local del otro.

Termostato electrónico de baño de agua PT31
Termostato electrónico de baño de agua PT31